lunes, 3 de noviembre de 2014

Gran Canaria II: Qué ver y hacer en la superficie...y bajo ella

que-hacer-ver-gran-canaria-bautismo-buceo-avistamiento-cetaceosYa te has convencido de que las Islas Canarias son un paraíso en cualquier época del año. Unos cuantos viajes y testimonios después, compruebas que la manga larga es casi excesiva salvo esas frescas noches que nos dejan una "salvaje" temperatura de 18-19 grados. Así que te puedes centrar en el "Qué ver" en Gran Canaria, en sus pueblos, en sus playas... pero no olvidemos que hay toda una masa azul rodeándola. Hoy os hablamos de cómo aprovechar el mar en uno de los mejores enclaves para dos actividades diferentes: buceo con Canary Diving y avistamiento de cetáceos en el Spirit of the Sea.

Canary Diving no es la compañía más económica para adentrarte en las profundidades marítimas de la isla. De hecho, existen varias opciones mucho más económicas que pueden llegar a ofrecerte el bautismo de buceo -el primer paso para convertirte en un pez humano- por unos 35 euros. Más allá del letrero con el precio entre signos de admiración, creo responsable -y más en una actividad de cierto riesgo como ésta- fijarse en el resto de la información. Por ejemplo, tu primera vez bajo el agua requiere una supervisión extrema para que todo vaya bien y puedas así concentrarte en la experiencia, y para ello qué menos que grupos pequeños y sumersiones controladas al detalle. 

Siempre tendrás dos -o cuatro- ojos encima de ti.
Céntrate en disfrutar.

Canary Diving propone una regla de tres que te sorprenderá y aliviará en este sentido: cada dos personas, un instructor. Si se trata de un niño, siempre se aplicará la regla de 1:1. Así de sencillo. El propietario de la compañía, Jerry O´Connor, no se anda con rodeos al sentenciar que "es la única manera de que una persona se estrene en el mundo del buceo con total y completa seguridad y tranquilidad". Cierto. Es curioso como allí abajo, pese a ir rodeado por un preparado y experimentado equipo humano, la sensación de seguridad te hace olvidar este ámbito y te sorprenderás pensando que estáis solos tú y el mar, de lo cómodo que te sentirás en el entorno. Claro que ello tiene un trabajo previo. Repasemos, pues, la pérdida de la virginidad subactuática con Canary Diving.

Así nos hermanamos con los peces. 'otiuMMafish' ;).

Lo primero es el buenos días a Mickey, "Gigi" y compañía. Una breve explicación te hablará de las múltiples opciones que tienes de sumergirte con ellos -nosotros recomendamos el bautismo y tiempo tendrás de convertirte en todo un profesional-, un par de hojas te explicarán al detalle lo que estás a punto de disfrutar y los riesgos que entraña y lo siguiente será regresar a tu etapa escolar para visionar un vídeo en el que se da cuenta de los pormenores de la actividad. Jamás te alegrarás tanto de cansarte de escuchar un mismo mensaje; el contenido del vídeo volverás a escucharlo en la charla previa al buceo en mar y también en la primera toma de contacto con el equipo y la experiencia: la piscina.

¡La piscina te quitará cualquier miedo...
y te meterá ganas de mar!
Es menester elegir un buen entorno controlado para dar los primeros pasos, y la playa del hotel situado justo encima de las instalaciones de Canary Diving ofrece una estupenda opción para ensayar las señas con el monitor -personalmente para decir que todo iba bien siempre me salía primero el pulgar hacia arriba, lo  cual en realidad está diciendo "vamos a la superficie"-, acostumbrarte a respirar por la boca y a través de un aparato conectado a una bombona -da mucho más respeto de lo que luego realmente resulta ser, lo harás casi por inercia unos minutos después- y también familiarizarte con las variables que todo buceador ha de controlar una vez bajo el agua.

En este punto quisiera aplaudir la labor de los muchachos de Canary Diving. Tan exquisita y asequible es la explicación y ejecución de cada paso en la piscina que no sólo te quitas miedos y fantasmas sobre la actividad del buceo, es que pasados unos minutos en la piscina desearás adentrarte en el mar para hermanarte con peces y demás habitantes de este nuevo mundo. 

Respeta la vida acuática. La disfrutarás más y ellos
lo agradecerán.
Y por fin la playa de Tauro -la llamada del Cabrón si eres un buceador algo más ávido- te espera para poner en práctica lo visto y aprendido. Recuerda; la primera vez se te hará algo extraño, incluso los hay que se agobian, pero confía en tu instructor, en sus enseñanzas y en tu capacidad; en unos minutos te verás sorteando peces y rocas en el fondo del mar y disfrutando del mundo del que la Sirenita quería escapar. Bajo el mar nada se oye pero todo se escucha; no vemos nada familiar y, sin embargo, querríamos hacerlo nuestra casa. Maravillosa, imprescindible y muy recomendable experiencia. Los 50 minutos se te pasarán "nadando".

'Spirit of the Sea' te espera en Puerto Rico.
Sumergirte no es lo tuyo y, sin embargo, adoras el mar, sus especies y vida, su tranquilidad y calma. No desesperes, porque Spirit of the Sea te ofrece recorridos de entre 2 y 3 horas para echarte a las aguas del Atlántico en lo que, en el pero de los casos, será un agradable y calmo viaje en barco. Me explico; esta actividad se denomina "avistamiento de cetáceos" y su objetivo, como habrás adivinado, es explorar la superficie marítima en busca de ballenas, delfines y otras especies menores a la par que disfrutas de una estupenda jornada brisa en cara y mar adentro. 

Tranquilo... son delfines.
Sin embargo el avistamiento dependerá de las caprichosas especies, del estado de las aguas. Por ello estamos ante una excursión que puede dejarte boquiabierto de asombro o de bostezo, lo bueno es que en el segundo caso la compañía te ofrecerá un ticket completamente grauito para retornar otro día. Por ello, como estarás pensando, lo ideal es elegir esta actividad en los primeros compases de tu viaje a Gran Canaria, así siempre tendrás margen de maniobra para volver.
Los mamíferos más inteligentes, con permiso del (algunos) Hombre.

Las ballenas son todo un espectáculo.
Pero como en otiuMMadrid somos tremendamente positivos, centrémonos en el mejor de los casos. Ataviado con las mantas -ojo, aquí la manga larga nunca estará de más- y bebidas que desees, pues están incluidas en el reducido precio, compartirás un sinfín de inolvidables momentos cuando delfines y ballenas hagan acto de presencia. 

En el peor de los casos te espera esto.
Es curioso como embelesa el mar y la simpatía que despierta en el ser humano todo lo que de él procede. Incluso la propia embarcación posee un compartimento con alargados ventanales desde el que poder ver bajo el agua a las especies que hayas tenido la suerte de disfrutar en superficie. 

Mantas, asientos por todas partes y bebida gratis.
Sea como fuere, el paseo en barco alrededor de una de las islas más hermosas y rodeado de sus habitantes marítimos es una de esas cosas que, por poco, dejan mucho en ti. Lo bueno es que, finalizadas ambas actividades, aún te espera todo un paraíso terrenal por descubrir. Echa un vistazo a nuestra guía de Gran Canaria aquí.

otiuMMaximus

- La sensación de tranquilidad y dominio de la actividad que los profesionales de Canary Diving inculcan en ti en todo momento.
- El hermanamiento con el mar durante tu primera inmersión. Inolvidable.
- Visita el mar y sus habitantes a bordo de un barco completamente equipado.

otiuMMenester

-¿Dónde? Canary Diving se ubica en la Calle Alhambra, 9 (Hotel Taurito Princess). 35138 Mogán, Gran Canaria. 928 565 428. www.canary-diving.com. Spirit of the Sea se ubica en el Puerto Base de Puerto Rico. 928 562 229. http://www.dolphinwhale.es/
-¿Cuándo? Canary Diving grupos y actividades casi bajo demanda. Infórmate por teléfono o reserva a través de la web tu horario y día más asequibles. Spirit of the Sea. Excursión 3 horas salidas los L, X y V a las 10 y a las 13:30. Excursión de 2 horas salidas los M, J y S a las 10, 12:30 y 15 horas.

-¿Cuánto? Canary Diving desde 70 euros (bautismo) que incluyen charla teórica, clase práctica en piscina, inmersión en mar y diploma simbólico. Spirit of the Sea, elijas la duración que elijas, cuesta 27 euros para adultos y 14 para niños (bebés gratis).

Jesús Clemente Rubio