martes, 23 de octubre de 2018

Mr. Frank Blue: Cómete el mundo a buen precio

mr-frank-blue-opiniones-majadahondaCon la calidad y el glamur propios de los municipios del norte de Madrid -este restaurante se ubica a los pies de El Plantío de Majadahonda- y la cantidad y precios del sur. Una sentencia que basta para definir la mesa de Mr. Frank Blue no así su concepto, mucho más complejo y trabajado, con perlas de todo el mundo -culpa de uno de los propietarios, Francisco- pero retorcidas hasta proponer los sabores de siempre como nunca los habías probado. Tras maravillarte con su luminosidad y ventanales, adéntrate en uno de los restaurantes más recomendables no del municipio majariego, sino de la región.

Enormes ventanales permiten que la luz inunde el establecimiento.
Con permiso de su hermano mayor -en edad, que no en tamaño- de Madrid, Mr. Frank Blue posee una oferta casi inédita en Madrid. Con precios que hacen palidecer a famosas -y penosas- cadenas de comida implantadas en nuestro país y una calidad y cantidad sin precedentes, la carta ofrece desde opciones tremendamente saludables en el apartado de ensaladas y tartares hasta carnes de primerísima calidad tratadas con mimo y que conservan la grasa -las buenas- en aras de salvaguardar el sabor. Pero es en la sencillez donde radica el verdadero secreto de sus fogones.

Falso canelón pero auténtica
carrillera ibérica. Un manjar.
Por ejemplo, comenzar con una ensaladilla rusa que se aleja de la tradicional servida "en bloque" y ligera desde el primer hasta el último bocado, coronada además por pulpo y gambas troceadas, es menester en tu primera -y sucesivas- visitas a Mr. Frank Blue. A partir de aquí, con un principal para cada comensal tendríais más que suficiente, pero nosotros quisimos darnos un homenaje y probar hasta tres platos más para traéroslos a estas líneas. Tres aciertos, mejor dicho. El falso canelón de carrillera premia con una textura que se deshace casi antes de llegar a la boca, un sabor exquisito y un punto perfecto de guiso que, combinado con la envoltura, deriva en un plato más que recomendable. 

Uno de los mejores Pad Thai que hemos probado.
Igual ocurre con el Pad Thai de pato, sólo apto para los que gustan de sabores dulces, y que encontrarán aquí una de las versiones más adictivas de tan famosa propuesta. La pasta, la salsa de tamarindo y el pato configuran una triada divina. 


Somos muy hamburgueseros y, creednos, la carne de la Mr. Frank
Blue se cuela en nuestro podio.
Y con permiso del Rib Eye que tuvimos que sacrificar por razones de espacio, en el apartado cárnico apostamos por la hamburguesa que luce con orgullo el nombre del restaurante. Una carne Angus de primerísima calidad -prueba un pedazo sin guarnición alguna y sabrás a lo que nos referimos- acompañada de cebolla caramelizada y bacon igualmente suculentos y deliciosas patatas más saludables y alejadas, de nuevo, de lo ya conocido: el acompañamiento a base de patatas fritas.

Remata con café o té, pero siempre acompañados de tarta de
zanahoria. Aquí el bizcocho es el protagonista.
Cuando uno cree que lo ha visto y probado todo en Mr. Frank Blue, ve que se ha dejado por el camino el risotto negro o el bacalao pil pil, y se convence de que ha de volver. Pero, un momento, siempre hay hueco para un buen postre. Más aún para uno extraordinario como la tarta de zanahoria con un bizcocho de sumo mimo y ajustada -y deliciosa- crema. Hablamos de platos de unos 15 euros de media, precio plausible por cantidad y calidad de las materias primas... imagina nuestra opinión sobre el menú diario por 12,50 o el ejecutivo por 15 euros. Sólo mentes abiertas por el mundo y manos que han trabajado a lo largo y ancho de todo el globo podían parir un lugar así. Lo que sí está al alcance de todos es disfrutarlo. No esperes.

otiuMMadrid

- ¿Dónde? Mr. Frank Blue. Avenida del Pozuelo 48, locales 7 y 8. https://www.mrfrankblue.com/

- ¿Cuándo? Domingo por la noche y lunes cerrado. El resto de días, de 13 a 17 horas y de 21 a 2 de la mañana.

- ¿Cuánto? A partir de 20-25 euros por persona.



Jesús Clemente Rubio