jueves, 28 de marzo de 2019

Cementerio de animales: Stephen King siempre es terrorífico


pet-sematary-critica-cementerio-animales-otiummadridDa igual si se proyectan en el siglo XX o en el XXI. Si las películas basadas en sus novelas son de mayor o menor presupuesto o las ampara una compañía discreta o, como es el caso, la todopoderosa Paramount. Fiel a su apellido, el prestigioso Stephen King es el rey del género, de la novela de terror, del miedo, la angustia, el susto. Esta vez, en Cementerio de Animales, tenemos entre manos una historia sobradamente conocida que él mismo coprotagonizó en 1989 pero que, en su remake, recibe una necesaria modernización, juega acertadamente con la iluminación y los efectos y llena la pantalla de talento y las butacas de espectadores tapándose los ojos. Morir no es el final... pero quizá muchos desearían que así fuera.


En "Cementerio de Animales" es tan famosa la novela y autor en la que se basa como la sinopsis e incluso desarrollo, pero han sabido reinventar a golpe de buenos actores (Jason ClarkeJohn Lithgow, un clásico, y Amy Semetz, sin olvidarnos de la joven Jeté Laurance) y valiéndose de recursos que ya existían a finales de los 80, pero eran empleados de manera diferente. 


Luz y efectos crean una atmósfera extraordinaria para esta historia de mudanzas en busca de una mejoría que se convierten en una tortura y vida y muerte más allá de la muerte. El caso es que la familia Creed estrena vivienda y terreno que incluye un antiguo cementerio de animales y una barrera que mejor sería nunca atravesar. Como bien dice una frase del guión, "aquí es donde los muertos duermen... no querrás ir allí donde caminan". La pérdida de la mascota familiar hace que un doctor convencido de que la muerte es el final de todo, y sin saber el alcance de sus actos en ese momento, someta al cadáver a un ritual que quizá le traiga de vuelta... o quizá sólo una parte. Pronto los acontecimientos se atropellan hasta un desenlace que a algunos les resultará, incluso, satírico.

Dos horas de terror que nunca se hacen pesadas y que olvidan, por fin, los manidos sustos y se sacude tópicos valiéndose de las herramientas tradicionales para dar fuerza audiovisual a uno de los mejores relatos de Stephen King. Espera... creo que todos rozan la matrícula de honor. Pero no todos se pueden disfrutar en cine en pleno 2019. Tus ganas de terror se verán satisfechas con Cementerio de animales... pero quizá también las ganas de saber qué nos espera más allá de la lápida.

otiuMMenester

- Si quieres un adelanto echa un vistazo al tráiler en el vídeo adjunto:



Jesús Clemente Rubio