viernes, 23 de octubre de 2015

Restaurante Tiro con Arco: La nueva y deliciosa cara de un clásico de Aravaca

tiro-con-arco-restaurante-top-madridHay apuestas en el mundo de los negocios tremendamente arriesgadas por concepto, entorno en el que se inician o bien inversión inicial. Y luego hay otras que, englobando a las anteriores, añaden la pesada losa que supone una reapertura pues, si cerró por algo fue, si reabre ha de sacudirse la sombra de la duda que heredó. Dicho de otra manera; el restaurante Tiro con Arco tenía difícil tarea en su estreno ante bloggers de hacer olvidar los fallos de la anterior gestión, de saber valorar las novedades y apreciar un verdadero cambio. Labor que cumplió con creces a base de un servicio impecable con sonrisa por bandera, un producto de notable calidad y dos ambientes que invitan a la cena y primera copa e incluso a cerrar la noche.

Cuando uno entra en el restaurante Tiro con Arco lo que percibe es un bar de copas con una mezcla de glamour y atrevida ornamentación que invita a quedarse en la barra hasta que la música arranca. 

El 'steak' tartar, más cremoso que los clásicos, también
nos gustó más que aquéllos.

Una diana y un arco justifican nombre y anteriores batallas del local, que era en este rincón donde tenía casi su único punto fuerte; mas ahora el asunto es otro, cambio de manos y nuevo y sonriente gerente de los que sienten y hacen suyos el local, como si de una criatura se tratase. Y si a la criatura se la viste con la citada sala de bienvenida para más tarde ubicar en un coqueto espacio el restaurante, el resultado es un complejo donde uno puede echar la tarde y la noche sin el menor ápice de aburrimiento o hambre.

Que sí, que el jamón está aún más bueno de cómo pinta. ¡Pero mézclalo con el pan y el placer se disparará!

Menuda carrillada... con o sin el arroz por encima, deliciosa.
Así pues, una vez vanagloriada la pista de baile y resto de espacio habilitado para el transeúnte de paso, centrémonos en la mesa: como ya hemos dicho, espacio atractivo y recogido; estética amaderada y blanca y en el plato, unas deliciosas croquetas, un cremoso steak tartar o una carrillada suave y sabrosa para el paladar fueron los puntos fuertes de la velada pero, claro, no los únicos.


Croquetas. Caseras. Riquísimas.
Tras un crujiente pan con tomate acompañado de jamón ibérico de primera calidad -o viceversa-, dejamos de probar el resto de la carta que, sin extraordinarias y atrevidas apuestas, propone un amplio abanico a un precio bastante llamativo tratándose del concepto y ubicación del restaurante. Sobre dicha ubicación, por cierto, os diremos conozcáis o no Aravaca que se ubica en una de las zonas más escasas en cuanto a locales de copeo. Es Tiro con Arco, por tanto, un espacio con el que acertarás en plena diana de recomendarlo o acudir, ya sea con amigos o pareja, ya sea para copeo o velada gastronómica.

otiuMMaximus

- El gerente, da gusto seguir topándose con verdaderos profesionales
- El acierto al conservar lo que funcionó y dar una sacudida a lo que no.
- Relación calidad - precio.

otiuMMenester

-¿Dónde? Plaza de San Anacleto, 4. 28023, Madrid. 91 307 87 55. 
-¿Cuándo? Desde las 19 a las 2:30 horas exceptuando sábados, que cierra una hora más tarde.
-¿Cómo? No debería costarte demasiado aparcar en zonas, si no colindantes, cercanas.
-¿Cuánto? Entrantes desde 7 euros, principales desde 10 y postres por 6.